Glosario Coche - AutoScout24: PDC: Sistema de control de la distancia de aparcamiento

PDC: Sistema de control de la distancia de aparcamiento

Unos vehículos cada vez con menos visibilidad y unas plazas de aparcamiento cada vez más estrechas en los centros urbanos exigen a los conductores una buena visión de conjunto a la hora de aparcar. En este sentido, los sistemas de control de la distancia de aparcamiento (PDC) resultan muy eficaces. Naturalmente, este sistema es una opción de confort de la que se puede prescindir, pero una vez que alguien se ha acostumbrado a ella ya no querrá deshacerse de los sensores.

Los sensores del PDC se colocan en la zaga y, dependiendo del tipo de automóvil, también en el frontal del vehículo. Estos envían impulsos de ultrasonidos que se reflejan en los objetos. La centralita mide el tiempo transcurrido hasta que se vuelven a recibir los impulsos y, a continuación, convierte el tiempo medido en una distancia. La mayoría de los sistemas transmiten dicha distancia al conductor en forma de aviso acústico (pitido). El pitido se vuelve cada vez más rápido a medida que se acerca el obstáculo. Por norma general, el pitido continuo comienza a partir de una distancia de aproximadamente 20 centímetros.

Otros sistemas más cómodos y con sensores situados tanto en la zaga como en el frontal, muestran la distancia en una pantalla montada en la consola central. De esta forma, aparcar resulta un juego de niños incluso con automóviles grandes y voluminosos de escasa visibilidad.

A la hora de aparcar con un la ayuda de sistemas PDC, existe el peligro de que el conductor termine por guiarse únicamente por el pitido, olvidándose de mirar hacia atrás al conducir marcha atrás. Los sistemas PDC tienen un pequeño retardo y, además, no pueden detectar obstáculos muy bajos como las aceras o algunos pivotes. Si bien el sistema sí detecta las bicicletas y las personas, su movimiento hace que la medición sea errónea. Por este motivo, los dispositivos de ayuda al aparcamiento no nos libran de conducir con precaución. Sólo si se conduce con atención y el sistema funciona correctamente es posible evitar cualquier abolladura en la carrocería. Hay que tener especial cuidado con la suciedad y la nieve, ya que si los sensores están cubiertos no pueden medir la distancia. Un pitido continuo es indicativo de que al menos un sensor está cubierto.

 

Términos

A
B
C
D
E
F
G
H-J
K
L
M
N
O-Q
R
S
T
U-V
W-X
Y-Z
 
Buscar
Marca
Modelo