Salón de Detroit 2010
Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Presentación BMW Serie 1 M

Presentación: BMW Serie 1 M

El rival más temido

13.12.2010

Sin duda un Serie 1 M era lo único que faltaba a la encarnizada batalla de los compactos ultra-deportivos presentados durante el último año. Tanto el Focus RS500 (más…) como el reciente Audi RS3 (más…) ya tienen una razón de peso para no creerse dioses únicos en el Olimpo. En 2011, justo después del Salón de Detroit donde será presentado, la marca alemana dará luz verde a la versión más potente jamás creada sobre la plataforma del Serie 1. Finalmente no se llamará M1, seguro que por el respeto que la versión de los 70 merece…

Un modelo M sólo puede caracterizarse por una cosa: prestaciones. Y de eso le sobra al Serie 1 M. La marca bávara ha pensado en el propulsor de seis cilindros en línea y dos turbos que ya se monta por ejemplo en el Z4 sDrive35is, es decir, un bloque 3.0 que saca 340 cv de potencia. Esto, aplicado en la plataforma coupé (que por cierto será la única disponible) de sólo 1.495 kilos, deja una relación peso-potencia de 4,4 kilos por cada caballo de potencia, algo que sólo el RS500 es capaz de mejorar.

Galería: Presentación BMW Serie 1 MAhora bien, el hecho de que el Serie 1 M cuente con una propulsión exclusivamente trasera añade mucha deportividad a la conducción si lo comparamos con sus rivales, que apuestan por la tracción integral o simplemente delantera. Según los datos técnicos adelantados por BMW, el Serie 1 M necesitará tan sólo una décima más que el M3 para alcanzar los cien kilómetros por hora, es decir, 4,9 segundos. En cuanto al consumo, la cifra se ha podido mantener por debajo de los diez litros (9,6) pero no ha resultado suficiente para batir a sus rivales, aunque la diferencia se mida por décimas.   

Para controlar toda la potencia de este propulsor, BMW recurre a un diferencial autoblocante trasero, cuya misión no es otra que la de vigilar una posible diferencia de agarre entre las dos ruedas traseras y mejorar el paso por curva, a la vez que ofrece un modo deportivo “M” en el control de estabilidad.

Galería: Presentación BMW Serie 1 MPersonalización

Entre las labores de personalización y adaptación de este modelo destacan principalmente la utilización del aluminio para ahorrar peso y en la modificación de algunas cotas – como la anchura y la altura del vehículo – para ofrecer una estabilidad acorde con sus capacidades. Así, el Serie 1 M es 55 milímetros más ancho que un 135i gracias a unas aletas rediseñadas y 10 milímetros más bajo debido a un chasis de nueva factura reforzado también con aluminio.

En el frontal se ha realizado una mejora importante con respecto a la aerodinámica, y es que este “M” cuenta con dos entradas de refrigeración más grandes que conducirán el aire hasta los pasos de rueda.  También el sistema de frenos (360 milímetros para los discos delanteros y 350 mm para los traseros) ha tenido que ser elegido acorde con la potencia de su motor.

Galería: Presentación BMW Serie 1 MPor dentro

Apenas hay cambios apreciables en el diseño del interior. Lo más característico es la personalización deportiva de los asientos (cuyos tonos oscuros contrastan con las costuras naranjas), la introducción del Alcántara en los paneles de las puertas y el salpicadero, así como los cambios en el panel de instrumentación (donde se marca una velocidad máxima de 300 km/h) o el volante deportivo M. El resto de equipamiento de serie incluirá los faros de doble xenón, luces de marcha atrás por LEDs, el sistema de navegación BMW Connected Drive y las llantas de 19 pulgadas.

El precio de este modelo, que se fabricará en la planta de la marca en Leipzig, será de aproximadamente 50.000 euros en el mercado alemán.  

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.