Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Presentación Renault Kadjar

Presentación: Renault Kadjar

Un Qashqai a la francesa

08.07.2015

Con un nombre que nos recuerda más al de cualquier extra de la Guerra de las Galaxias y con la ventaja de contar con la plataforma del Qashqai, el gran superventas de nuestro mercado, Renault se introduce de lleno en el segmento de los SUV compactos. Así, bajo el nombre de Kadjar, la francesa propone un vehículo refinado, más grande que su ‘primo’ japonés pero con el cual comparte tanto estructura como gama de motores, en donde destacan los dos diesel dCi de 116 y 131 CV y el de gasolina TCe de 130 CV. Tendrá tracción 4x4 pero los 4x2 podrán asociar el denominado sistema Extended Grip que mejora la motricidad. Y todo ello con un precio de salida 1.500 inferior al del Qashqai. ¿Tendrá el enemigo en casa?

Galería: Presentación Renault KadjarSiempre es mejor llegar tarde que no llegar; y en este sentido, Renault ha preferido esperar pacientemente para sacar el que su gran apuesta: el Kadjar. Podríamos decirte que es el primer SUV ‘de verdad’ que saca Renault pero estaríamos engañándote, más aún cuando hasta hace poco más de un año en su gama existía el ya olvidado Koleos, un todocamino que no acabó de cuajar ni ser del gusto de los compradores.

No obstante, el panorama actual es bien distinto. Con el Qashqai como líder absoluto, Renault ha sabido aprovechar la alianza que mantiene con Nissan para sacar, de la misma plataforma (la denominada CMF-CD), su particular visión. A diferencia del superventas nipón, el Kadjar es 8 cm más largo, 4 cm más ancho y 1 cm más alto, es decir, que mide 4,45 x 1,84 x 1,60 metros, respectivamente. El apartado que deja inmutable es el de la distancia entre ejes, que se mantiene en los 2,64 metros. Como curiosidad, decir que si lo comparamos con el Koleos, al que previsiblemente sustituye, el Kadjar es 7 cm más pequeño.

De esta forma, el SUV francés entra directamente en la lucha de dicho segmento para lidiar con pesos pesados como el Volkwagen Tiguan, Ford Kuga, Hyundai ix35 o Kia Sportage entre otros. Además, el Kadjar tiene cierto toque patrio al fabricarse en la planta que la marca tiene en Palencia, mientras que el Qashqai se ensambla en el Reino Unido. Pero ello no impide que ambos modelos compartan elementos tanto estructurales como mecánicos.

Una oferta mecánica algo justa

Galería: Presentación Renault KadjarEn este sentido, la gama de motores será la misma que la del Qashqai, con dos diesel 1.6 dCi de 116 y 130 CV y un gasolina 1.2 TCe (que en Nissan se llama 1.2 DIG-T) de 115 CV. Por lo tanto, de momento se elimina la opción más potente como es el 1.6 Turbo de 163 CV (que ya probamos en profundidad en el Qashqai). Todos estarán asociados a la transmisión manual de seis relaciones, salvo el dCi de 110 CV que podrá hacerlo a una automática de doble embrague (EDC) con el mismo número de relaciones.

En lo que a tracción se refiere, la fuerza podrá transmitirse tanto al eje delantero, 4x2, como a las cuatro ruedas, 4x4; pero en el primer caso, existe la posibilidad de monta el sistema Extended Grip que mejora la motricidad en condiciones de baja adherencia (barro, arena, nieve…), actuando sobre el par motor y el sistema antipatinamiento así como llevando asociados obligatoriamente los neumáticos M+S. Es el mismo sistema que emplean los Scénic X-Mod y Captur. Por su parte, la tracción 4x4, que sólo está disponible para el motor diesel de 131 CV, incluye un selector de modos (al igual que en el Qashqai) con tres funciones: Auto, Locw y 2WD.

Cuatro acabados

Galería: Presentación Renault KadjarDesde su puesta a la venta, el Kadjar está disponible con cuatro niveles de equipamiento: Life, Intens, X-Mod y Zen, aunque no todos están disponibles con los tres motores. Desde el más básico, ya se equipan el control de presión de neumáticos, el regulador/limitador de velocidad, la radio CD MP3 con Bluetooth, el freno de estacionamiento eléctrico, las luces diurnas LED y el aire acondicionado. Según vayamos aumentando de equipamiento, o eligiendo las diferentes opciones, podremos contar con faros con tecnología LED, tapicería de cuero, asientos calefactables y eléctricos, sistema multimedia R-Link 2.0, navegador, así como varios asistentes de conducción tales como el avisador por cambio involuntario de carril, el detector de ángulo muerto, el lector de señales de tráfico o el asistente de aparcamiento, Easy Park Assist (que aparca tanto en línea como en batería) y que se ayuda de un sistema de cámaras de 360º.

Los precios del Kadjar parten de los 19.850 euros, con el motor TCe 130 y el acabado Life y llegan hasta los 28.800 euros del dCi 130 CV 4x4 con acabado Zen, es decir, que de salida, el modelo de Renault es 1.500 euros más barato que el Nissan Qashqai.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.