Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Presentación: Rolls-Royce Phantom

El padre de todos los coches

09.08.2017

Rolls-Royce presenta la octava generación de su coche fetiche: el Phantom. Pese al diseño continuista, la berlina más longeva de la actualidad esconde un sinfín de secretos. Aquí te los contamos.

Estás contemplando uno de los vehículos más longevos de la historia del automóvil y, al mismo tiempo, uno de los iconos de la historia reciente de Rolls-Royce. En efecto, nos referimos al Phantom. La berlina de ultra lujo inglesa lleva entre nosotros nada menos que 92 años divididas en siete generaciones. Un vehículo con historia propia que ahora vuelve a ser actualidad tras presentar el octavo capítulo de una saga que ha tenido, entre sus conductores más afamados, a la casa real británica.

Una de las novedades principales de esta nueva generación es el empleo de una plataforma totalmente nueva, desarrollada en exclusiva para la nueva generación de modelos de Rolls (Ghost, Dawn, Wraith y Cullinan, el SUV de la firma). Denominada ‘arquitectura del lujo’, está construida íntegramente en aluminio, elemento que además de proporcionarle una mayor ligereza, mejora considerablemente la rigidez estructural.

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

En lo que a diseño se refiere, el Phantom VIII (sí, parece el nombre de una película de Star Wars) no ofrece demasiadas variaciones. Únicamente los ojos más expertos podrán percatarse de las pequeñas modificaciones realizadas y que se centran, principalmente, en la inclusión de una nueva parrilla Pantheon Grille inspirada en la del Concept Vision Next 100, integrada en la carrocería y fabricada en acero inoxidable pulido a mano. Un elemento que ha obligado a que el famoso logotipo del Espíritu del Éxtasis que preside cada Rolls, se haya colocado un centímetro más alto de lo habitual. Otros detalles que lo diferencian del anterior Phantom son eliminación de las luces antiniebla, la nueva firma luminosa diurna, los faros traseros o las llantas de aleación de 22 pulgadas.

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Lujo extremo

El acceso al habitáculo seguirá realizándose a través de las características puertas asimétricas donde, una vez más, el protagonismo recaerá sobre las plazas traseras. En esta ocasión, el Phantom ofrecerá hasta cuatro configuraciones de asientos diferentes: una banqueta corrida convencional, dos asientos individuales con reposabrazos central, dos asientos individuales con una consola central fija o un sillón reclinable. Todas están pensadas para otorgar el máximo relax y entretenimiento, pues contarán con zonas calefactadas en todos los rincones del mismo (además de las butacas, los reposabrazos, paneles de las puertas…), un sistema multimedia con pantallas individuales, conexión WiFi, sistema de iluminación ambiental LED individual…

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Por su parte, las configuraciones de asientos individuales contarán con butacas reclinables, un mueble bar con vasos de whisky, copas de champagne, decantador de vino e incluso una nevera, mesillas de picnic… y todo claro está recubierto con materiales de primer nivel como la madera, el cuero o la piel de primera calidad.

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Sin embargo, también hay clientes que quiere disfrutar de la conducción y para ello, Rolls propone un puesto de conducción sobrio pero moderno. El salpicadero apenas ofrece distinción con su predecesor, salvo por el montaje de un cuadro de mandos completamente digital con una pantalla de 12,3 pulgadas. El centro de la consola seguirá estando presidida por una pantalla táctil que, cuando no se utilice, podrá ‘esconderse’ bajo una moldura de madera. No obstante, lo que más agradecerán los conductores de esta lujosa berlina que rozará los 6 metros en su variante corta y los superará en la de batalla extendida, será el nuevo motor que monta.

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Así es, el Phantom VIII incorpora un nuevo bloque motor de gasolina V12 biturbo de 6,75 litros que genera 571 CV y un par máximo de 900 Nm. De esta forma, Rolls-Royce es otra de las marcas que sucumbe a la denominada ‘era turbo’ dejando así atrás los motores de aspiración que tan buenos resultados le han dado históricamente. Para hacer frente a tal derroche de potencia, se combina con una caja de cambios automática, firmada por ZF, de ocho relaciones.

Galería: Presentación Rolls-Royce Phantom

Ahora bien, a nivel dinámico también presenta importantes novedades. Una de ellas es el sistema de ruedas direccionables, donde las traseras pueden girar en el mismo o en el sentido inverso a las delanteras. La otra, y quizá la más relevante, sea la nueva suspensión que, además de contar con muelles y amortiguadores neumáticos (como antes) ahora añade una función que ‘lee’ la carretera y adapta la dureza de los mismos para pasar por los baches de la forma más suave e imperceptible posible. Este sistema funciona hasta 100 km/h y es similar al que estrenó el Mercedes-Benz Clase S hace cuatro años y al que acaba de presentar Audi en la nueva generación del A8. Por último, pero no por ello menos importante, están los asistentes a la conducción. El Phantom estrena varios de ellos, incluso para la marca, aglutinados bajo un conjunto de cámaras y sensores que le convertirán en todo un blindado.

Rolls-Royce en AutoScout24.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.