Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Primer contacto KIA Optima Hybrid

Primer contacto: KIA Optima Hybrid

Estilo y eficiencia

17.10.2012

Por lo que hemos podido saber, en el seno de la casa coreana no están seguros de que el nuevo Optima vaya a ser capaz de superar los modestos objetivos de ventas calculados de forma provisional para este segmento. Parece que los modelos asiáticos siguen sin tener ninguna posibilidad frente al VW Passat o al BMW Serie 5. A pesar de todo, Kia ha decidido planificar con cuidado la evolución de la denominación Optima con el objetivo de consolidarla como futura imagen de marca. Y el modelo que más se adecúa a los objetivos de los coreanos es, sin lugar a dudas, la versión híbrida que nosotros hemos tenido la oportunidad de probar.

Ya fuera con el Magentis o con el Opirus, hasta la fecha los intentos de Kia por consolidarse en la categoría intermedia en Europa no han tenido el éxito esperado. Por lo menos el nuevo Optima –un modelo bastante popular en los EE. UU.– ha sabido granjear a los coreanos ciertas satisfacciones tanto en pruebas de conducción como en comparativas realizadas en el continente europeo. Y, además, su llamativo diseño posee unas características únicas que con suerte surtirán un efecto sumamente positivo en la imagen de Kia.

Galería: Primer contacto KIA Optima HybridLa idea es que la nueva versión híbrida, disponible ya en el mercado europeo, permita presentar al público una serie tecnológicamente más avanzada que hasta ahora. En el plano estético esta promesa solo se cumple de forma relativa, ya que las escasas medidas adoptadas tanto en el frontal como en la zaga solo han logrado reducir el coeficiente aerodinámico de 0,29 a 0,26. En este sentido, lo que más llama la atención son las llantas de aleación ligera de 17 pulgadas con un diseño que favorece la aerodinámica del conjunto. Menos evidentes son otras medidas como el revestimiento de la parte inferior de la carrocería del Optima o la parrilla activa que se abre o cierra según las necesidades de ventilación.

Pantalla a todo color

El habitáculo del híbrido destaca por su generosa oferta de espacio y, al igual que ocurre con el diseño exterior, tan solo se diferencia en algunos detalles del interior del Optima normal. Alguna que otra inserción adicional en piel sintética o auténtica logran una apariencia de mayor calidad en un interior moderno, pero que presenta ciertas deficiencias en sus acabados. Lo que más llama la atención es una pantalla a color de 4,6 pulgadas y excelente resolución situada en el cuadro de instrumentos, la cual facilita al conductor información adicional sobre la propulsión híbrida –por ejemplo, en qué dirección fluye en cada momento la corriente eléctrica.

Galería: Primer contacto KIA Optima HybridComo suele ser habitual en los modelos híbridos, esta corriente puede fluir del motor eléctrico a la batería o viceversa. En el caso del Optima se ha empleado lo que se denomina un sistema híbrido paralelo. En este sentido, el propulsor de 2,0 litros y 150 CV se está acoplado a través de un embrague a un motor síncrono de 40 CV. Al arrancar y acelerar suavemente lo primero que se utiliza es la energía suministrada por el motor eléctrico, aunque al demandar más potencia se activa automáticamente el cuatro cilindros de funcionamiento refinado. Un cambio automático clásico de seis velocidades se encarga posteriormente de trasladar la potencia total de 190 CV y los 385 Nm a las ruedas delanteras.

Podría ser más rápido

Galería: Primer contacto KIA Optima HybridSin embargo, esta berlina de 1,7 toneladas de peso no resulta tan rápida como cabría esperar a la vista de sus datos de referencia. La progresión es bastante buena y el tiempo de aceleración se cifra en 9,4 segundos. Sin embargo, la velocidad máxima alcanza unos escasos 192 km/h. Sin embargo, subjetivamente el Optima no transmite una gran capacidad de aceleración.

Lo que sí ha llamado positivamente nuestra atención es la propulsión 100% eléctrica al arrancar con un ligero toque del acelerador o la denominada conducción «a vela» durante la cual el motor de combustión se desacopla en marcha y el motor eléctrico asume él solo la propulsión. De esta forma, el Optima es capaz de recorrer pequeñas distancias sin emitir ningún tipo de emisión nociva.

La batería de polímero de litio necesita espacio

Por lo demás, el motor eléctrico se encarga de generar energía para la propulsión. A través de la electrónica de potencia situada en el compartimento motor delantero la energía generada se almacena temporalmente en la batería de polímero de litio ubicada en el maletero para ser utilizada posteriormente para la propulsión. Por cierto que la batería reduce el espacio de almacenamiento del compartimento de carga de 505 litros a aproximadamente 381 litros.

El objetivo de esta propulsión eléctrica adicional relativamente compleja ahorrar combustible, ya que el motor eléctrico es capaz de asumir una parte del trabajo del motor de combustión. A la vista de la potencia, el peso y el cambio automático se puede decir que los 5,4 litros de consumo de gasolina son una cifra bastante buena, aunque nosotros la aumentamos en 2,3 litros durante la prueba realizada en España con una temperatura de 30º C, manteniendo una conducción más bien moderada, el sistema automático de parada y arranque activo y el aire acondicionado puesto. Esto significa que en la práctica sería posible obtener valores en torno a los 6 litros, aunque una cifra más realista serían unos 8 litros de consumo.

Pequeño suplemento, pero básicamente económico

Galería: Primer contacto KIA Optima HybridEl Optima 1.7 CRDi también es capaz de firmar valores similares. En este sentido, la variante híbrida no constituye una gran alternativa en lo que respecta al ahorro de combustible. Sus ventajas residen más bien en una mejor gestión de los gases de escape y un funcionamiento más refinado, todo ello en combinación con un cambio automático bastante cómodo. Por lo demás, el híbrido costará unos 3.000 euros más que el Optima equipado con motor diesel y equipamiento más elevado (31.000 euros). En comparación con alguna que otra gama de modelos de fabricantes alemanes se trata de un suplemento bastante modesto.

A pesar de tratarse de una oferta bastante avanzada en muchos sentidos –y además comparativamente más económica–, en Kia Europa están convencidos de que el Optima, en general, y el Hybrid, en particular, lograrán una penetración de mercado más bien escasa. Por el momento los coreanos no esperan unas ventas superiores a unos cientos de unidades al año, si bien con la siguiente generación del Optima sí tienen esperanzas de aumentar cuota de mercado. Gracias a sus características únicas, el Optima actual y sobre todo la nueva versión híbrida son las dos alternativas con las que Kia pretende lograr este objetivo.

Conclusión

Los coreanos no solo saben construir automóviles baratos, sino también vehículos tecnológicamente avanzados. Un buen ejemplo de ello es el Optima Hybrid, una berlina moderna e imponente con un propulsor híbrido muy prometedor. Éste es capaz de lograr un consumo de combustible moderado e incluso alguna que otra fase de conducción libre de emisiones.

Además, el Optima Hybrid también se puede considerar una alternativa especialmente económica. Si tenemos en cuenta su tamaño, equipamiento, técnica de propulsión, diseño y su garantía de 7 años, la nueva apuesta estética de la casa coreana constituye una oferta sumamente económica.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.