Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4

Primer contacto: Land Rover Range Rover TDV8 4.4

Llega la diversión

05.08.2010

Respiro polvo, el sol me quema sin piedad y el motor descubierto arroja todo su calor hacia la zona donde estoy ubicado. En este automóvil más cercano a una máquina de Mad Max que a un vehículo real, me siento rebozado en arena a la par que asado a la parrilla. Y por fin podemos continuar. Delante de mí sube la colina un camión de bomberos, mientras que detrás resuenan las sirenas de la policía. No se asusten, estamos celebrando los 40 años del Range Rover.

Land Rover ha desembarcado en un viñedo situado al nordeste de Oporto con motivo el 40º aniversario del Range Rover. Tanto yo como otros periodistas podemos disfrutar allí de las tres generaciones de Range Rover, junto con algunas extravagancias como el «Rolling Chassis» o el camión de tres ejes de Carmichael. También está presente otro invitado de excepción a este aniversario: el renovado Range Rover con el nuevo motor diésel V8 y cambio automático de ocho velocidades.

Permítanme echar primero la vista atrás: estructura de planchas de acero, asientos, volante y el imponente motor V8 de 3,5 litros de cilindrada. El «Rolling Chassis» es un automóvil desnudo reducido a la mínima esencia. Lo que sólo los expertos son capaces de reconocer debido a la ausencia de carrocería es que se trata del Range Rover original que se construyó en 1970 para realizar demostraciones y para fines de publicitarios. Hoy en día todavía impresiona lo rígido que es este vehículo y lo ágil e impasible que se muestra al escalar las pendientes arenosas más empinadas. A esto cabe añadir una excelente visión de 360º, así como una ducha intensiva de aire fresco a lo largo del camino. Dado que resulta completamente inviable alcanzar los 160 km/h en este viñedo tan transitado, tendré que conformarme con una parsimoniosa velocidad de avance. No hay mal que por bien no venga.

Tres ejes y plataforma rodante

Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4Poco antes, sudé la gota gorda en la pista de pruebas del viñedo a bordo de un camión de tres ejes de los bomberos fabricado por Carmichael Custom Cars en el año 1973. Maniobrar con este monstruo por las estrechas y polvorientas callejuelas no resulta nada fácil. Sin aire acondicionado y a casi 40º de temperatura este sueño de muchos parques móviles infantiles puede convertirse en un dudoso placer, pese a que este vehículo de casi 40 años de antigüedad nos deja la impresión de estar sorprendentemente en forma. No es de extrañar, ya que hasta mediados de los años 90 este monstruo ha estado al servicio de los Ferrocarriles suizos, cuya compañía lo cuidó con esmero moviéndolo apenas 50.000 kilómetros.

Sin embargo, mi paseo por la historia del Range Rover también puede resultar mucho más cómodo. Un ejemplar de la segunda generación (1994-2001) también forma parte del juego. En este caso, todo resulta mucho más sencillo, el sistema de aire acondicionado funciona fenomenal y este coloso todoterreno con motor V8 y 200 CV se asemeja mucho más a un automóvil de lujo. Tanto en los botones como en los indicadores y en los elementos de control, uno se da cuenta de que se trata de un coche que ha dejado de estar a la altura de los tiempos que corren. En cambio, el habitáculo de este noble modelo especial rezuma una solidez imperecedera. Su madera de raíz pulida y su exquisito cuero siguen transmitiendo una sensación de elegancia y comodidad extremas.

Datos técnicos
 
Marca y modelo   Land Rover Range Rover 4.4 TDV8
Acabado   Autobiography
Especificaciones    
Longitud/anchura/altura (mm)   4.972/ 2.216 / 1.865
Distancia entre ejes  (mm)   2.880
Diámetro de giro (m)   12,6
Peso (kg)   2.580 - 2.810
Volumen del maletero (l)   535 - 2.099
Neumáticos   255/55 R19
Motor    
Cilindrada (cc)   4.367/ V8
Potencia (cv)   313
Par máximo (Nm/rpm)   700 / 1.500 - 3.000
Tracción   Total
Transmisión   Automática, 8 velocidades
Consumo    
Combustible   Diesel
Urbano/Carretera/Combinado (l/100km)   9,4
Emisiones CO2 (gr/km)   253
Consumo durante test (l/100km)   N.D.
Características    
Aceleración 0-100 km/h (s)   7,8
Recuperación 80-100 km/h (s) en 4ª   N.D.
Capacidad depósito (l)   N.D.
Velocidad máxima   210
Precio (sin extras)    
Euros   114.100 (mercado alemán)
 
Más datos
Menos datos
 

Land Rover ofrece además una serie de curiosidades adicionales, como la plataforma rodante de la Reina de Inglaterra construida en el año 1974 o un vehículo policial del año 1997. Estas antiguas moles todoterreno son exquisitas, curiosas, caprichosas y resultan sorprendentemente aptas como 4x4. Sin embargo me muero de ganas por disfrutar del nuevo esplendor del Range Rover que, gracias a algunas de las innovaciones que incorpora en su modelo de 2011, logra superar toda la historia de la familia.

Elegante y práctico

Como es habitual, la puerta se cierra con un sonido seco y todo el ajetreo del exterior deja de formar parte de nuestro mundo. En su interior, este coloso me deleita con un ambiente de bienestar típico de un oasis, algo que Land Rover consigue gracias a su elegante y opulenta combinación de madera y cuero. Las salidas de aire acondicionado expulsan un aire a una temperatura agradable y el asiento ventilado consigue incluso secar mi espalda empapada en sudor.

Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4Con el equipamiento que tuve el placer de probar, el «Autobiography», el elevado nivel de lujo de este vehículo consigue subir un peldaño más de la escalera de opulencia. Los pies descansan sobre gruesas alfombrillas, todo parece hecho de una única pieza y, además, dispone de numerosas pantallas tanto para el súper navegador como para el sistema multimedia y de DVD de los pasajeros de la parte trasera. Incluso el panel de instrumentos combinado es desde hace poco una enorme pantalla a color, donde el tacómetro redondo y el cuentarrevoluciones aparecen representados como instrumentos analógicos. Pese a todo este lujo y a sus distintos componentes, este cinco plazas ofrece también algunas ventajas prácticas. Su maletero con una capacidad máxima de 2.100 litros y su carga remolcada de 3,5 toneladas despiertan el interés tanto de padres de familia como de propietarios de caballos o yates.

Un potente diésel

El nuevo motor diésel V8 satisface multitud de necesidades de transporte, así como cualquier pretensión de poderío. En lugar de los 3,6 litros de cilindrada y 272 CV de potencia con los que se contaba hasta el momento, a partir de ahora serán 4,4 litros, 313 CV y 700 Nm. Este propulsor diésel desarrollado especialmente para Land Rover en el marco de la relación de colaboración con Ford se complementa de serie con un cambio automático de ocho velocidades de la casa ZF.

Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4Junto con su marcha sumamente suave lo que realmente impresiona es su rabioso comportamiento durante la fase de aceleración. Además, gracias a una turbocompresión doble desaparece cualquier efecto turbo. El tiempo de aceleración es de 7,8 segundos, el sprint intermedio de 80 a 120 km/h se consigue transcurridos tan sólo 5,1 segundos y los 210 km/h ponen punto final a la escalada. Pese a sus casi 2,8 toneladas de peso, el consumo se mantiene en unos modestos 9,8 litros. No obstante, en la práctica cualquier conductor debería contar con entre dos y tres litros más.

Sobre todo el cambio, rápido, a la par que suave, de la caja automática de ocho velocidades de la casa ZF, llama la atención de forma muy positiva. Eliminados las molestas transiciones entre marchas, más bien parece que este propulsor tiene siempre la marcha correcta preparada. Sin embargo, un VW Touareg con motor diésel V8 y caja de cambios automática de ocho velocidades, que llega a consumir incluso menos con un rendimiento superior (5,8 segundos, 242 km/h y 9,1 litros), resulta más impresionante, aunque no nos olvidemos que pesa nada más y nada menos que 500 kilos menos.

Fuerte sobre el terreno

Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4En cambio, el Range Rover resulta imbatible en campo abierto. Junto con algunas virguerías tecnológicas (navegador todoterreno, diversas cámaras exteriores o el renombrado sistema «Terrain Response»), el responsable de su superioridad en todos los terrenos es sobre todo su esencia. Con una suspensión neumática variable, diferencial de bloqueo en el eje intermedio y en el eje trasero, control de avance lento, una buena distancia al suelo y profundidad de vadeo, una carrocería rígida, un extraordinario cruce de ejes, y unas gomas MT correctas, el Range Rover no se asusta ante ningún desafío, a lo sumo quizá el conductor.

Por este motivo, el Range Rover pone multitud de ayudas técnicas a disposición de aquellos conductores inexpertos. El sistema «Terrain Response», la tracción integral, el cambio automático, la respuesta a la aceleración y el ESP funcionan de forma sorprendentemente sencilla, así como los bloqueos en los cinco modos de conducción diferentes que se adaptan a la perfección a las diferentes condiciones de conducción. Con una simple rueda indico al Range si estoy conduciendo sobre un terreno rocoso o arenoso y del resto se encarga la tecnología incorporada. Incluso en las pendientes más pronunciadas.

Para sibaritas con dinero

Pese a la suspensión neumática, al control del balanceo y al ESP uno debería contener el temperamento del Range antes de entrar en la curva. Al trazar las curvas a gran velocidad, el Range se inclina enormemente y el ESP se ve obligado a trabajar a pleno rendimiento. A pesar de su impresionante mejora en lo que a la dinámica longitudinal se refiere, este enorme Range Rover con motor diésel V8 sigue siendo más apto como para los denominados conductores de placer, muy poco amigos de las curvas.

Galería: Primer contacto Land Rover Range Rover TDV8 4.4La versión superior «Autobiography» que tuve el placer de conducir es una buena prueba de ello. Sin embargo, y debido a su equipamiento especial de cuero, madera y elementos técnicos, este modelo cuesta 114.000 euros, lo que supone unos 26.000 euros más que el modelo básico diésel V8. ¿Demasiado barato? Con motivo del 40º aniversario, Land Rover ofrece el acabado Autobiography Black (limitado a 40 unidades) con llantas de 20" torneadas con diamante por 125.000 euros.

Conclusión

El Range Rover puede mirar con orgullo a sus 40 años de historia ininterrumpida que continúa fascinándonos con sus innumerables y alocadas curiosidades. Además, el lujo y sus prestaciones todoterreno han sido tradicionalmente los dos puntos fuertes de este icono británico de la tracción integral que alcanza un nuevo punto álgido con su renovado Range Rover con motor diésel V8.

* Nota importante: Las versiones y los precios reflejados en el texto corresponden exclusivamente al mercado alemán

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.