Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Primer contacto Mercedes-Benz S 500 Plug-in Hybrid

Primer contacto: Mercedes-Benz S 500 Plug-in Hybrid

El lujo en segundo plano

01.10.2014

A pesar de que es casi tan potente como su hermano V8, el S 500 Plug-In Hybrid ofrece una cifra de consumo realmente escandalosa: 2,8 litros cada cien kilómetros frente a los 8,6 litros del modelo “no híbrido”. Nosotros hemos podido probarlo durante algunos kilómetros y la sensación no ha podido ser mejor. Lujo, tecnología y la inmejorable sensación de viajar a bordo de un coche de representación.

Lo que es

Galería: Primer contacto Mercedes-Benz S 500 Plug-in HybridEn primer lugar, hay que decir que este híbrido enchufable es estéticamente similar a cualquier otro Clase S con batalla larga. Tan sólo podríamos reconocerlo por el sufijo Plug-In Hybrid inscrito en la tapa del maletero y por la tapa que esconde la toma de corriente, que va situada justo sobre el parachoques trasero. Dependiendo del estado de las baterías éstas se pueden recargar en un espacio de tiempo de entre 2:45 y 4 horas en un enchufe doméstico o bien a través de un Wallbox de 400 v que tardaría sólo 2 horas.

La instalación del sistema híbrido ha provocado la típica merma de espacio en este tipo de coches, ya que el maletero se ha reducido hasta los 395 litros de capacidad inicial. No obstante, sigue siendo más de lo que ofrecen coches del segmento C. Por lo demás, no hay más hándicaps por el hecho de ser un híbrido enchufable, todo lo contrario. El S 500 Plug-In Hybrid cuenta con un montón de espacio en el interior, asientos cómodos y acogedores, materiales con un acabado fino y equipamientos de primer nivel como el asiento trasero reclinable con función de masaje y televisión integrada en los reposacabezas traseros. Una combinación (que puede mejorarse aún más si contamos con un chófer) por la que más de uno entregaría su alma al diablo.

Lo que puede hacer

Galería: Primer contacto Mercedes-Benz S 500 Plug-in HybridEl S 500 Plug-In Hybrid permite una autonomía en modo eléctrico de hasta 33 kilómetros, lo cual no es mucho pero es suficiente para la mayoría de trayectos urbanos y además permite velocidades de hasta 140 km/h. En modo híbrido, el V6 de tres litros irá apagándose y encendiéndose en función de las necesidades de aceleración y del estado de carga de las baterías, y fusionará en caso de llevar los dos encendidos una potencia de 333 cv y 480 Nm procedente del motor de combustión con otros 85 kW y 340 Nm procedentes del motor eléctrico. El resultado de esta fusión permite una aceleración 0 a 100 en 5,2 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h.

Lo mejor de todo esto es que este Mercedes-Benz piensa y se anticipa para exprimir al máximo sus posibilidades. Por ejemplo, si programamos una ruta programada en el navegador que incluye la ascensión a un puerto de montaña, el coche tratará de llegar a la cumbre habiendo agotado la energía eléctrica para lograr recargar las baterías en el descenso gracias a la retención del motor. También tratará de entrar en ciudad con la mayor cantidad de batería posible e intentará llegar al destino habiendo agotado por completo la energía, ya que supondrá que ese es el momento para enchufarlo y recargarlo por completo.

A golpe de acelerador

Galería: Primer contacto Mercedes-Benz S 500 Plug-in HybridEl acelerador, por cierto, también es un instrumento para ahorrar energía en este Clase S. Gracias a la detección de vehículos y obstáculos por radar, el coche tratará de mantener una distancia con el vehículo que le precede y para regularla, en lugar de frenar, utilizará la retención del motor eléctrico, actuando así como generador y devolviendo energía a las baterías mientras reduce la velocidad del coche.

En la práctica, la aceleración resulta poderosa en las tres combinaciones: con ambos motores, sólo con el eléctrico o sólo con el de combustión. Nosotros pudimos conducir durante 180 km por tranquilas carreteras suecas en las que entramos en ciudad dos veces y las dos lo hicimos por completo con el motor de gasolina apagado. Pasar de ir de uno a dos motores es sólo perceptible en el tacómetro, ya que el ruido que hace el encendido es mínimo.

A pesar del buen funcionamiento del sistema, pensábamos que el consumo se iba a aproximar más al ofrecido en la ficha técnica. Tras nuestra prueba, en la que el consumo urbano fue cero y muchos de los kilómetros que recorrimos por carretera fuimos con el motor de combustión apagado, la media final rondó los ocho litros. Si tenemos en cuenta que es un coche de 440 cv es muy poco, pero si pensamos en la cifra que realmente vende Mercedes-Benz (2,8 litros) es demasiado.

Cuánto cuesta

Galería: Primer contacto Mercedes-Benz S 500 Plug-in HybridEl precio de esta obra de ingeniería es de 108.700 euros, precio que ya incluye las ayudas gubernamentales por tratarse de un vehículo (parcialmente) eléctrico.  Son unos 10.000 euros menos que la versión S 500 de 455 cv, lo cual representa una oportunidad bastante interesante para dar el salto hacia este tipo de tecnología. Al margen de la garantía habitual, la marca garantiza durante seis años cualquiera de las piezas que componen el sistema híbrido.

Por otro lado, el equipamiento que viene de serie no es inferior al de su hermano V8. De serie incluye cambio automático 7G-Tronic, advertencia de colisiones, faros LED, Intelligent Light System, suspensión AIRMATIC, memoria en asientos y volante, pantalla TFT de 12,3” e inserciones de madera nogal, entre otras cosas.

A quien va dirigido

Con sus 33 km de autonomía en modo eléctrico, este Mercedes-Benz está pensado específicamente para aquellos adinerados que realicen a diario trayectos interurbanos. Sin embargo, torturarse entre semáforos y calles estrechas con un coche de más de cinco metros puede resultar incongruente a menos que contemos con las manos experimentadas de un conductor profesional. En este caso, se podrá disfrutar mucho más de toda la comodidad de sus asientos traseros y de la infinidad de accesorios de lujo que tiene a su disposición.  

El tema del consumo, que es lo que más nos ha extrañado a nosotros, es algo que probablemente no preocupe demasiado a alguien que gasta 100.000 euros en un coche. Sea como sea, es un aspecto importante si pagamos por la innovación tecnológica y por un sistema híbrido que presume igual por potente que por ahorrador.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Garantía Sellada

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.