Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Primer contacto Mini Cooper John Cooper Works

Primer contacto: Mini Cooper John Cooper Works

Qué grande eres, pequeño

22.05.2015

Cualquiera que piense que todo en un Mini es pequeño se equivoca. Sin ir más lejos, cosas tan representativas como las ópticas traseras o el reloj de instrumentación de la consola central (conocido por algunos como el “Big Pizza”) son difícilmente superados en tamaño dentro del mercado. El nuevo Mini John Cooper Works, siguiendo esta filosofía, sigue apostando por hacer las cosas a lo grande evitando a toda costa caer en el “downsizing” de su motor.

El propulsor de esta nueva generación de JCW no es que haya evitado el downsizing, sino que incluso se ha permitido el lujo de aumentar su cilindrada hasta los dos litros, pasando a tener 231 cv y 320 Nm de par motor disponible entre 1.250 y 4.800 vueltas. En nuestra toma de contacto tuvimos la oportunidad de hincarle el diente y obtener unas primeras impresiones sobre el Mini más potente que va a comercializarse.

La irrenunciable sensación “Go-kart”

La ruta que Mini ha preparado para este primer encuentro cuenta con un trazado circular por la zona más montañosa de la isla de Mallorca. Desde el mismo momento en el que se conecta el encendido, comprendemos lo que el Mini JCW pretende transmitirnos: pequeño pero muy potente. Las respuestas a los primeros golpes de acelerador son inmediatas y advierten de toda la garra y valentía que se esconden bajo estas siglas con un sonido de escape espectacular.

Galería: Primer contacto Mini Cooper John Cooper WorksLas primeras sensaciones, que siempre son las más valiosas, demuestran que la filosofía de Mini y la radicalidad de las siglas JCW siguen intactas en esta generación. La sensación de pilotar un kart es todavía más grande que la de su predecesor, ya no solo por la capacidad de cambiar la trayectoria o afrontar curvas a gran velocidad, sino también por su capacidad para acelerar en recta. 6,1 segundos es el tiempo que se tarda en llegar a 100 km/h con el cambio automático de seis marchas (es de tipo convertidor de par). El cambio manual necesita dos décimas más para completar la misma operación. La velocidad máxima anunciada por Mini es de 246 km/h en ambas versiones, mientras que el consumo en ciclo mixto es un litro inferior en el caso del automático (5,7 litros frente a 6,7 del manual).

Para un rendimiento óptimo, el sistema de frenado ha sido desarrollado por Brembo y es capaz de echar el ancla al JCW con una eficacia elevada (aunque esto sólo puede comprobarse fielmente en circuito).

Más deportivo

Galería: Primer contacto Mini Cooper John Cooper WorksLa conducción del JCW ya es muy deportiva en sí misma, pero puede afinarse todavía más gracias a un modo de conducción Sport.  Sin embargo, desactivándolo volvemos a un coche algo más manso, más fácil de conducir y sobre todo más cómodo. Este Mini ofrece opcionalmente unos amortiguadores de dureza variable así como un sistema que simula los efectos de un diferencial autoblocante.

En el plano estético, este JCW se diferencia de sus hermanos de gama principalmente en las tomas de aire adicionales, los faros LED, el spoiler del techo, los faldonoes laterales, el escape doble en posición central así como otros detalles de personalización más allá del emblema situado en la parrilla y en el portón trasero.

  • Datos técnicos

Dimensiones

Longitud: 3,87 metros, Anchura: 1,93 metros, Altura: 1,41 metros

Batalla: 2,50 metrosr

Capacidad del maletero: 213 - 731 Litros

Motor

2,0-Litros-Turbo, 170 kW/231 cv,

320 Nm entre 1.250 - 4.800 rpm

0-100 km/h: 6,3 s

Vmax: 246 km/h,

Consumo

Consumo:: 6,7 Litros cada 100 km

CO2: 155 g/km

Precio, desde 31.750 euros

En el equipamiento de serie del Mini JCW se incluyen, además del pack estético que ya hemos mencionado, cosas interesantes como el control de crucero con función de frenado, el Performance Control, la suspensión deportiva o las llantas de diseño de 17 pulgadas con diseño JCW. Además de esto, por lo que hay que pagar un mínimo de 31.750 euros (2.000 euros más si lo queremos con cambio automático), el cliente puede decantarse por infinidad de opciones como el Head-Up Display (550 euros), el sistema de navegación más avanzado (pack de conectividad Wired por 2.000 euros) o una tapicería de cuero exclusiva (1.700 euros).

Así, a poco que queramos personalizar nuestro JCW debemos esperar una cantidad final que fácilmente se acercará a los 40.000 euros. A cambio, tendremos sin duda el coche más divertido de la comunidad de vecinos. Un coche deportivo, un icono en sí mismo, un kart convertido en coche de calle y con el que realmente podemos distinguirnos de la multitud. Es pequeño, sí, pero a la vez muy grande como concepto de coche.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.