Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Primer contacto Seat Leon ST

Primer contacto: Seat Leon ST

El nuevo familiar

27.11.2013

Seat no ha tenido el buen año que se esperaba, a pesar de contar con un nuevo reclamo de marca y haber mejorado su tecnología gracias a su pertenencia al grupo VW. En 2013 se ha dejado atrás el valle de lágrimas gracias al nuevo León, un producto que a pesar de la crisis ha hecho que el fabricante español venda más coches que en el ejercicio anterior. Ahora está prevista la llegada de un nuevo empujón con la carrocería familiar de este compacto. Nosotros ya hemos podido probarlo…

Una razón importante para el éxito del ST es el aspecto tan armonioso de la versión familiar. Aquí el León hace todo bien. Con cerca de 4,60 metros de longitud estamos ante un coche muy completo, en el que no se ha perdido del todo la elegancia a pesar de su interpretación práctica. Además, gracias a su iluminación diurna por LED integrada en los faros delanteros triangulares se obtiene una visión mucho más moderna del frontal. En cierto modo, su aspecto se corresponde más con un coche recién salido del horno que con una reinterpretación de algo ya existente.

Pequeños inconvenientes dentro

El ST es un coche cómodo y su interior se ha diseñado conforme a las necesidades de espacio y practicidad, aunque no puede aplicarse en todo nivel de detalles. Sobre todo en algunas zonas hay plásticos de bajo coste y en vez de un mini interruptor para el freno de estacionamiento sigue habiendo una gran palanca de clásico en la consola central. En cuanto a sistemas de información y entretenimiento, es cierto que en el caso del León no se puede acceder a todo el catálogo del nuevo Golf, pero sin embargo por un coste de unos 700 euros se puede optar por un navegador con todas las funciones. No obstante, Seat tiene previsto en 2014 abrir el abanico de opciones de entretenimiento a soluciones de mayor valor.

Galería: Primer contacto Seat Leon STEn lo que se refiere al espacio, el León se mueve en un buen nivel dentro del segmento C. Los pasajeros delanteros y traseros tienen un espacio adecuado para la cabeza y tampoco echarán en falta centímetros para las piernas. En la parte trasera, sólo molesta un poco el túnel de transmisión, lo que limita el asiento central a un uso limitado para un tercer pasajero. Luego está el tema de la capacidad del maletero, que pasa de unos soberbios 587 litros hasta un máximo de 1.470 litros. Sin embargo, no ofrece soluciones inteligentes especiales para guardar el equipaje. Lo único que puede hacerse es pedir un asiento del pasajero delantero abatible que le permite invitar a hasta 2,67 metros objetos largos. También es bueno el bajo umbral de carga (65 centímetros) y la gran anchura del maletero (1,09 metros).

Aquellos clientes que estén totalmente orientados hacia los detalles prácticos verán en el Golf una opción de compra más clara. Además, acompañando a las soluciones más inteligentes de almacenamiento, el Golf Variant ofrece al menos 150 litros más de espacio para el equipaje. En última instancia, sin embargo, hay que decir que las diferencias en el volumen de carga no son cruciales para el uso día a día. Lo que sí es decisivo es que el Leon ST ofrece un interior exuberante y versátil, que está envasado de una forma agradable y que además es notablemente más barato.

Amplia gama de motores

Galería: Primer contacto Seat Leon STCon 1.233 kg de peso en vacío, este “gran” León es el miembro más ligero del segmento de los compactos familiares. Esta circunstancia afecta  muy positivamente al consumo de sus motores, ayudado también por una carrocería bastante aerodinámica. En el lanzamiento al mercado a finales de noviembre habrá cinco motores de gasolina (con potencias de entre 86 y 180 cv) y cinco diesel (de entre 90 y 184 cv). Además, para 2014 se prevén las versiones de ahorro de combustible Ecomotive (1,6 TDI de 110 cv con un consumo de 3,2 litros) y la versión de gas natural del 1.4 TSI y TGI ACT (150 cv con desconexión selectiva de cilindros).

En nuestra prueba de conducción escogimos el 105 cv 1.2 TSI  en combinación con el DSG de siete velocidades. En principio este propulsor permite acelerar con soltura y de forma elegante. En términos de rendimiento todavía hay margen de mejora, pero se puede vivir perfectamente con los 175 Nm de par disponibles en un amplio margen de entre 1.400 y 4.000 revoluciones. La aceleración hasta los cien se completa en 10,3 segundos y la velocidad máxima es de 191 km/h. Durante nuestra prueba el consumo quedó parado en unos discretos cinco litros.ç

El equilibrio del TDI

Galería: Primer contacto Seat Leon STSin embargo, mucho más impresionante es el equilibrio entre eficiencia y placer de conducción que mostró el motor 2.0 TDI de 184 caballos, capaz de ofrecer 380 Newton metros de fuerza  y que está disponible con transmisión manual de seis velocidades y con automático de doble embrague. La versión manual convence con un tacto exquisito y ofrece un dato de aceleración de 7,8 segundos y 228 km/h de máxima, lo que le sitúa en lo más alto de la gama dinámicamente. A pesar de ello, e consumo de combustible es de unos modestos 4,3 litros según la ficha técnica. En la práctica, a esta cifra tendremos que añadirle un 50% (sí, un cincuenta por ciento) para ser sinceros, porque es casi imposible bajar de los seis litros.

El bajo nivel de ruido y la suspensión equilibrada juegan otro papel fundamental en este modelo. Por supuesto, el equipamiento FR de suspensión deportiva puede resultar incómodo en algunas situaciones, pero a cambio se puede obtener un paso por curva más preciso. Si se va a llevar al límite, el diferencial electrónico XDS siempre estará vigilando nuestros errores y nos devolverá a la curva en caso de subviraje. Dependiendo del propósito del León se puede elegir entre varios modos del chasis adaptativo DCC, que está disponible como extra. Aquí se pueden conseguir diferentes combinaciones entre confort y dinámica gracias a diferentes configuraciones de la dirección, respuesta del motor y la dureza de la suspensión. En combinación con el DSG también influye sobre la transición entre marchas.

Muchas tecnologías de tratamiento

Galería: Primer contacto Seat Leon STA pesar de optar a mucha diversión, el León ST es ante todo un modelo muy seguro que puede redondearse con una amplia variedad de sistemas de asistencia al conductor. Así, hay un control de crucero adaptativo basado en radar que no sólo regula automáticamente la distancia con el vehículo precedente, sino que también advierten de colisiones e incluso las  puede prevenir con intervenciones de frenado de forma autónoma. Por otra parte, todavía se puede pedir un sistema de detección de fatiga, un asistente de luz de carretera, una advertencia de cambio de carril o unos faros de LED. Todo, por supuesto, con sobrecoste.

La versión de acceso se sitúa en 15.920 euros y corresponde al motor de gasolina de 85 cv. Esto quiere decir que la carrocería familiar es aproximadamente 1.000 euros más cara que la versión de cinco puertas, pero es más de 2.000 euros más barata que un Golf de similares características. El extremo más caro de la gama lo protagoniza el ST 2.0 TDI de 184 cv, que acoplado a una caja DSG y en combinación con el acabado FR tiene un coste superior a los 28.000 euros.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.