Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Prueba Infiniti FX37 S

Prueba: Infiniti FX37 S

Muestra de poderío

26.03.2009

La gama FX representa en nuestro país el escalón más alto y glamouroso de Infiniti tras su desembarco en Europa. En ella se ha querido plasmar toda la tecnología, belleza, lujo y deportividad inherente a cualquier modelo que porte orgulloso el emblema de la firma japonesa. El FX37 S reúne todos estos requisitos y se muestra como un vehículo innegablemente atractivo que conjuga con maestría exclusividad, polivalencia y un carácter deportivo…

Infiniti llega dispuesta a “conquistar” el viejo continente tras 20 años de éxito y una reputación y status ganados a pulso en otros mercados. Aunque para nosotros resulte novedoso, en América el FX ya cuenta con un prestigio sonado. De hecho aunque aquí sea todavía desconocido y podamos verlo por primera vez, a nivel mundial estamos hablando de la segunda generación del FX, que ahora cuenta con mecánicas más potentes, una línea de diseño mucho más agresiva y una presencia que intimida. De lo que no cabe duda es que su lanzamiento en Europa no ha sido tomado a la ligera. Por ello, han buscado adaptarlo a los gustos de los europeos y han conseguido un SUV que supone una nueva ola de aire fresco en el siempre competido y selecto segmento de los automóviles de lujo.

Objeto de todas las miradas

Podemos afirmar que el FX37 S es un vehículo que llama poderosamente la atención, puesto que fueron muchas las personas en la calle que se acercaron a preguntarnos por él. Sin duda, de momento la marca de lujo de Nissan todavía no resulta suficientemente familiar para muchos, aunque este hecho no representa un inconveniente; más bien todo lo contrario. Fruto de sus elegantes líneas, su imponente diseño y su aspecto dinámico y lujoso, el FX37 S provoca que la gente asocie inmediatamente esta “nueva marca” en su cabeza con todo tipo de calificativos positivos que, además, se ven redondeados por ese aliciente (en este caso muy favorable) de tratarse de una firma “poco” conocida.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SEste SUV, aunque con unas vías más anchas y una batalla superior, emplea la llamada plataforma FM de Infiniti utilizada también en el resto de modelos disponibles por el momento en España, esto es, toda la gama G37/G37 Coupé y EX37. Tiene una longitud de 4,87 metros, una anchura de 1,93 y su altura se sitúa en 1,68. De su musculoso y cautivador aspecto destaca la parte frontal y su enorme parrilla con el logo de la marca en el centro.

Esta imponente presencia se ve incrementada por un capó muy pronunciado y unos grupos ópticos con unas formas singulares y agresivas. También llaman la atención sobremanera los pasos de rueda, las grandes branquias laterales, las llantas de 21 pulgadas y la línea ascendente de la cintura que contrasta con el trazo descendente del techo. Por último, en la parte trasera, encontramos un alerón ubicado en la parte superior del portón, unos estilizados y sugerentes pilotos similares a los delanteros (eso sí, colocados horizontalmente) y dos notables colas de escape. En general y como hemos podido comprobar por comentarios y miradas, el FX37 S es un vehículo realmente atractivo desde todos sus ángulos que, salvando las distancias, recuerda por alguno de sus rasgos a vehículos con aires de coupé.

Buen gusto

Galería: Prueba Infiniti FX37 SEn el interior del FX37 S se han cuidado todos los detalles al máximo. Abundan cromados, zonas acolchadas, maderas y cuero. Encontramos el tradicional salpicadero en forma de “doble onda” propio de la marca junto con el característico panel de instrumentos con luces blancas y violetas. Éste proporciona una información sencilla y clara. Todos los mandos están bien agrupados y resultan accesibles, si bien la pareja de botones plateados que se encuentran incrustados a cada lado de la consola en la zona del conductor resultan poco funcionales. Hay que decir que la sensación general es de un conjunto bien rematado, con un diseño que irradia tecnología y versatilidad. Por contra, no se debe pasar por alto que comparte muchísimos de los elementos que también pueden verse en el Nissan Murano. Aunque los materiales empleados y el ajuste de los componentes sea sensiblemente superior en el Infiniti, se podían haber barajado otras soluciones diferenciándolo completamente del resto, para resaltar aún más la exclusividad y el carácter lujoso que se ha buscado.

Como quiera que ajustemos los reglajes eléctricos que incorporan los asientos, en el FX37 S el conductor va situado en una posición alta.  Éstos recogen el cuerpo de forma correcta aunque para mí no son especialmente brillantes en este aspecto. Eso sí, cuentan con calefacción y ventilación de serie. En este apartado, es obligado mencionar lo que Infiniti llama “Automatic Driving Position System”, un eficaz sistema que varía automáticamente la posición del volante y los espejos exteriores si modificamos la posición de nuestro asiento durante la marcha. Podríamos definirlo como una “adaptación inteligente” que adecúa el puesto de conducción en función de cómo nos ubiquemos. Otro aspecto destacable es la gran amplitud disponible en las plazas delanteras.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SSi nos vamos a la parte de atrás, personas de hasta 1,85 m de altura viajarán con relativa comodidad aunque, si ocupamos las tres plazas disponibles, puede que alguien eche en falta un poco más de anchura en un vehículo de estas características. El espacio para las piernas es suficiente y los respaldos resultan muy confortables. La parte negativa la encontramos en el maletero, cuya capacidad de carga, 410 litros, se queda algo justa sobre todo si comparamos con lo que ofrecen algunos de sus rivales más directos. La visibilidad general es buena, aunque hay cantidad de puntos ciegos dadas las dimensiones de nuestro protagonista. Maniobras como aparcar o dar marcha atrás se convertirían en una ardua tarea de no ser por la cámara de visión periférica de 360º (más...) y los sensores de proximidad que llevaba nuestra unidad de pruebas (Infiniti llama a este sistema “Around View Monitor”). A través de este dispositivo obtenemos en la pantalla del navegador una vista perimetral de los potenciales obstáculos que están situados alrededor del coche, gracias a cuatro pequeñas cámaras que van montadas en la parte delantera, lateral y trasera del vehículo.

Dinamismo intachable

Al igual que sucede con la mayoría de sus principales adversarios, el FX37 S es un automóvil pensado para viajar por carretera con total placer y confort. Esto queda claro con sólo mirar las enormes dimensiones de las gomas, de serie en medidas 265/45 R21 con esta versión. Como es lógico, cuando el asfalto está bacheado se convierten en un inconveniente, puesto que podemos percibir con claridad movimientos transversales (cabeceos) de la carrocería.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SLo que resulta claro es que este vehículo es un auténtico especialista en vías rápidas y carreteras en buen estado. Está concebido para este tipo de superficies, “disfruta” rodando con autoridad por autopistas y autovías, mostrando a su vez una sensación de aplomo y seguridad constante y un confort de marcha sobresaliente. El centro de gravedad está situado en una posición baja, lo que le dota de un comportamiento dinámico más propio de una berlina que de un SUV. En el otro extremo, debemos decir que si la mayoría de los SUV le tienen cierta tirria al campo, en este caso la antipatía es aún mayor, ya que este lujoso japonés no es nada partidario de aventuras por pendientes y sinuosos caminos sin asfaltar u obstáculos propios del entorno. Pudimos comprobarlo en una pista de tierra donde, por culpa fundamentalmente de sus enormes neumáticos, se mostraba un tanto torpe, clamando a los cuatro vientos que ése no era su hábitat natural.

Aclarado este aspecto, debemos decir que sea cual sea el ámbito en el que nos encontremos la dirección tiene buen tacto y las suspensiones se muestran eficaces (eso sí son un tanto secas). Con este acabado, además, tenemos disponible un sistema que varía su dureza, mediante unos amortiguadores controlados electrónicamente que modifican sus parámetros en función de las condiciones del piso. A su vez, a través de un botón colocado junto a la palanca de cambio, podemos seleccionar la posición “Auto” o “Sport”.

Preciso y seguro

Galería: Prueba Infiniti FX37 SQuienes quieran practicar una conducción deportiva tampoco se sentirán defraudados. Hay que destacar que, aunque a priori parezca lo contrario, su peso apenas supera las dos toneladas. Si bien no es tan ágil como otros, en carreteras reviradas se muestra solvente, con una nobleza de reacciones fuera de toda duda. En condiciones normales, el FX37 S funciona como un tracción trasera. Lo que sucede es que gracias a su sistema de tracción total llamado “ATTESA E-TS”y, según el grado de adherencia de cada momento, puede ajustar la distribución del par motor para cada eje de forma variable, desde un 100% a las ruedas traseras hasta un reparto solidario del 50% con las delanteras.

Con todo, el FX37 S tiene un comportamiento que poco tiene que envidiar al de una magnífica berlina, aunque su velocidad de paso por curva no es tan brillante como el de algunos “gallitos” de su segmento. Al afrontar curvas enlazadas no resulta complicado inscribirlo en la trazada aunque se muestra un tanto subvirador. Tiene una buena capacidad de tracción a la salida de los giros y no es frecuente que se produzcan pérdidas de motricidad a no ser que aceleremos a fondo antes de tiempo. Transmite la sensación de que estamos a los mandos de un vehículo muy equilibrado que no pierde en ningún momento la compostura ante cambios bruscos de dirección o apoyos comprometidos.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SEso sí, el control de estabilidad (VDC) es un tanto intrusivo y corrige la trayectoria antes de que realmente estemos sobrepasando los límites. Sin duda, una clara muestra de que el FX37 S no está pensado para tal efecto, sino, como ya hemos recalcado, para devorar kilómetros y kilómetros de vías rápidas y realizar largos trayectos con total comodidad.

Motorización compartida

Por el momento, Infiniti ha montado en todos sus modelos a la venta el mismo motor, excepto en el FX50 S, el modelo más caro y alto de gama, que equipa una mecánica V8 de 5 litros con una potencia de 390 CV a 6.800 rpm y 500 Nm de par. El propulsor del que hablamos es un extraordinario V6 de 24 válvulas y 3,7 litros de cilindrada, que otorga 320 CV a 7.000 vueltas y un par máximo de 360 Nm a 5.200 revoluciones por minuto. Este motor dispone de un sistema un sistema de admisión variable (llamado VVEL - ”Variable Valve Event and Lift”) que modifica la apertura de las válvulas en función del régimen de giro.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SEn el FX37 S dicha mecánica no consigue unas prestaciones tan brillantes como en el G37/G37 Coupé o el EX37, puesto que en comparación el peso y el tamaño resultan determinantes. Pese a ello tenemos potencia más que suficiente y en todo momento logramos una respuesta enérgica y lineal cuando pisamos el acelerador en un amplísimo margen de revoluciones. En general, tiene una finura de funcionamiento destacable; eso sí, si queremos sacarle todo su jugo, debemos llevarlo alto de vueltas. Como decimos, este propulsor mueve con total soltura al FX37 S que acelera de de 0 a 100 en 6,8 segundos y alcanza una velocidad máxima de 233 Km/h. Está asociado a una caja de cambios automática de 7 velocidades con un accionamiento veloz. Tenemos la posibilidad de seleccionar las marchas manualmente desde unas levas situadas detrás del volante o mediante la palanca situada en la consola central.

Si hablamos de consumo la realidad no es tan benévola con los datos que facilita el fabricante. A ritmo fuerte por carreteras de montaña se superan con creces los 20 litros. En recorrido urbano rondamos normalmente los 19 litros a los 100 Km (por los 16,7 de los datos oficiales) y lo mismo sucede cuando circulamos por vías rápidas, donde es una prácticamente imposible bajar de los 10 (contra los 9,3 de consumo oficial que se anuncian en este apartado). Ciertamente, y pese a que Infiniti declare 12 litros de consumo medio cada 100 kilómetros, salvo en condiciones excepcionales es casi una utopía bajar de los 15.

Datos técnicos
 
Marca y modelo   Infiniti FX37
Acabado   S
Especificaciones    
Longitud/anchura/altura (mm)   4870 / 1930 / 1680
Distancia entre ejes  (mm)   2890
Diámetro de giro (m)   N.D.
Peso (kg)   2087
Volumen del maletero (l)   410
Neumáticos   265/45 R21
Motor    
Cilindrada (cc)   3696
Potencia (cv)   320
Par máximo (Nm/rpm)   360 / 5200
Tracción   Total
Transmisión   Automática 7 velocidades
Consumo    
Combustible   Gasolina
Urbano/Carretera/Combinado (l/100km)   16,7 / 9,3 / 12
Emisiones CO2 (gr/km)   284
Consumo durante test (l/100km)   15
Características    
Aceleración 0-100 km/h (s)   6,8
Recuperación 80-100 km/h (s) en 4ª   N.D.
Capacidad depósito (l)   90
Velocidad máxima   233
Precio (sin extras)    
Euros   61.250
Equipamiento extra   Cámara de visión periférica 360º (1.090 €), control de crucero inteligente “ICC” (1.100 €), Pack Multimedia (3.500 €)
 
Más datos
Menos datos
 

El más equipado

De entre todos sus adversarios, el FX37 S es el claro vencedor en este aspecto, ya que cuenta con multitud de elementos de serie por los que deberemos pagar un sobreprecio si atendemos a modelos de la competencia. Hay que aclarar que la única diferencia entre las versiones FX37 GT y FX37 S radica simplemente en el nivel de equipamiento, siendo este último más completo. Ambos cuentan con, entre otros elementos, reposacabezas activos, 6 airbags, techo solar, encendido automático de luces y limpiaparabrisas, volante multifunción, asientos de cuero con regulación eléctrica, pantalla en color de 7 pulgadas, climatizador bizona, llave electrónica con función de acceso inteligente, cambio automático de 7 relaciones, faros bixenón con sistema de iluminación adaptable (AFS), sistema de audio CD con Bluetooth, pintura autorreparable Scratch Shield o los rieles del techo en aluminio.

Galería: Prueba Infiniti FX37 SUna extensísima lista en la que por su puesto no faltan las más actuales ayudas electrónicas a la conducción y a la que el acabado S añade la suspensión electrónica variable (CDC), los asientos delanteros deportivos y las llantas de 21 pulgadas.

Nuestra unidad contaba además con algunos elementos opcionales como la cámara de visión periférica 360º (1.090 €) o el control de crucero inteligente “ICC” (disponible por 1.100 €), que incluye un sistema de “pre-colisión”, frenando de manera parcial el vehículo si detecta que se va a producir un impacto. Por último, también podemos incluir un Pack Multimedia (3.500 €), en el que encontramos un dispositivo de navegación DVD con reconocimiento de voz y un equipo de audio BOSE denominado “Sonido Studio on Wheels”.

Rivales

eVote

 

El precio del Infiniti FX37 S es de 61.250 €. Sus contrincantes más directos gozan de una reputación incuestionable que, sin lugar a dudas, poco a poco también irá ganándose el modelo nipón. Nos referimos a vehículos como el Audi Q7 3.6 FSI, con 280 CV y un precio de 59.550€ (más...), un BMW X5 xDrive30i (272 CV y 58.400 €) o un X6 xDrive35i (306 CV y 65.000 €) (más...), un  Mercedes-Benz  ML 350, que cuenta con 272 CV y tiene un coste de 61.200 € (más...) o un Porsche Cayenne (59.321 € y 290 CV). Aunque ninguna de estas versiones llega a los 320 CV, por precio son las más parecidas; si nos vamos a motorizaciones superiores, todas sobrepasan con creces esta cifra y, por tanto, tienen un precio claramente superior. En estos casos, estaríamos hablando de rivales más acordes con el FX50 S.

Podríamos mencionar también al VW Touareg 3.6 V6 FSI (56.730 € y 280 CV), el Volvo XC90 de 315 CV y 67.330 € o su propio pariente “humilde” el Nissan Murano 4WD 3.5 V6 (50.600 € y 256 CV) (más...), aunque este último juega en una división inferior y, por su rango, no está pensado para robarle clientes a su jefe de filas.

Conclusión

Llevábamos casi 20 años aguardando el desembarco en Europa de Infinti; los japoneses no se lo han pensado dos veces y han entrado pisando fuerte. El FX37 S es un automóvil que fusiona con brillantez las prestaciones de un coche deportivo con el carácter y la practicidad de un todocamino. Personalmente, la única gran pega que puedo achacarle es que comparta gran parte de los elementos del interior con el Nissan Murano. Independientemente de esto, lo que nadie puede negar es que este vehículo tiene un aspecto vanguardista que llama poderosamente la atención, es confortable, seguro y rebosa opulencia y majestuosidad. El motor empuja en todo momento, por comportamiento está a la altura de los mejores de la categoría y, sobre todo, realizar largos viajes con él es toda una delicia. Pese a su tamaño, podemos divertirnos de sobra a sus mandos ya que se desenvuelve con total solvencia en tramos y zonas reviradas. Además, cuenta con un equipamiento de serie muy completo. Por todo ello, el FX37 S es un vehículo altamente recomendable si piensa adquirir un SUV de altas prestaciones: estará llevando en sus manos el actual escaparate de lujo y tecnología de una marca que pese a su reciente llegada, ya se sitúa a la altura de las mejores.

Galería: Prueba Infiniti FX37 S

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.