Imprimir artículo   Twitter
 
Imprimir artículo   Twitter
Galería: Reportaje Cuatro generaciones de Land Rover Range Rover

Reportaje: Cuatro generaciones de Land Rover Range Rover

Rey de reyes

15.11.2012

El esplendor y el glamur forman parte de la aristocracia automovilística de Gran Bretaña tanto como la Casa Real. No es de extrañar, por tanto, que la cuarta generación del Range Rover celebre su estreno mundial en el elegante y solemne ambiente del Salón del Automóvil de París. Al fin y al cabo, desde hace más de 40 años el Range Rover se considera el rey sin corona de los todoterrenos. Un 4x4 capaz de abrirse paso como ningún otro entre el lodo y el barro y, a pesar de todo, lucir un aspecto igual o más elegante que el de cualquier berlina de lujo.

Gracias a su apariencia noble el Range Rover se ha convertido en el acompañante ideal para las excursiones al campo y las recepciones de Estado de la Casa Real británica. El fabricante Land Rover se convirtió mucho antes en proveedor oficial de la Familia Real, concretamente con el primer Defender, pero el Range Rover ha sido el modelo que realmente ha nacido con sangre azul. Precisamente esto fue lo que distanció al modelo británico de forma inmediata de algunos competidores tan consolidados como el Toyota Land Cruiser, el Nissan Patrol o el Jeep.

No existe casi ningún terreno que pueda detener a estos clásicos japoneses y norteamericanos. Sin embargo, todos ellos carecen de algo: el talento necesario para atravesar de forma elegante terrenos fangosos y, a continuación, tomar por asalto la autopista para devorar kilómetros. Esto es precisamente lo que domina a la perfección el Range Rover. Cuatro décadas, cuatro propietarios y cuatro generaciones después, el Range Rover sigue manteniéndose a la cabeza de los todoterrenos de lujo. Hasta ahora ningún competidor ha sido capaz de disputarle este título y eso que durante todo este tiempo el Range Rover también ha tenido que superar multitud de altibajos, crisis incluidas.

Nacido del miedo

Galería: Reportaje Cuatro generaciones de Land Rover Range RoverDe hecho, el concepto del Range Rover original fue la respuesta al miedo de sufrir una crisis de ventas. Maurice Wilks y su hermano Spencer Wilks, ingeniero jefe y consejero delegado de Rover, respectivamente, se alegraron del éxito de su primer todoterreno, el Land Rover lanzado en 1948. A diferencia del Jeep, en sus inicios el Land Rover estaba concebido para servir a fines agrícolas. El primer Land Rover debía ser asequible y con capacidad para superar cualquier adversidad en los tiempos difíciles de la reconstrucción posteriores a la guerra. Sin embargo, los hermanos Wilks temían que su sencillo modelo experimentara una crisis de ventas tan pronto como los tiempos mejorasen y el país comenzara a demandar más lujo.

Por este motivo, para los años de creciente prosperidad y del milagro económico Rover buscó la salvación a la tan temida ruina de la división 4x4 a través del concepto del Road Rover. El Road Rover era un familiar elevado en altura y con tracción trasera desarrollado a partir de 1951 sobre la base del sedán P4 de Rover. Hasta 1958 surgieron varios prototipos que incluso llegaron a fabricarse en serie. Solo el éxito continuado del Land Rover impidió el lanzamiento al mercado del Road Rover, para el que la fábrica central aún no contaba con suficiente capacidad de producción.

El boom de los 4x4 de lujo

Galería: Reportaje Cuatro generaciones de Land Rover Range RoverEn los años 60 la cosa cambió cuando todoterrenos norteamericanos cada vez más grandes y lujosos –como el Jeep Wagonner, el Ford Bronco o el Chevrolet Blazer– comenzaron a penetrar en los mercados en los que tradicionalmente reinaba Land Rover. A esto se sumó la ofensiva de exportación a escala global lanzada por las marcas japonesas para sus modelos más económicos y que también supuso un revés para las cifras de ventas del clásico Land Rover. Por este motivo, a finales de 1967 vio la luz un nuevo Land Rover de lujo. Bajo la dirección de los ingenieros de Rover Spen King y Gordon Bashford surgió el primer prototipo apto para circular del denominado «100” Station Wagon», un modelo muy similar al Range Rover presentado tres años después.

El estreno del nuevo Range Rover listo para entrar en producción tuvo lugar en octubre de 1970 en el exclusivo ambiente del Salón del Automóvil de París y en el Earls Court Motor Show de Londres. Un debut doble que por aquel entonces recordó al del Concorde. Al igual que el recién estrenado avión supersónico de transporte de pasajeros y de producción británico-francesa, el Range Rover se convirtió en el nuevo objeto de exhibición en ambos países. Mientas que el Louvre de París dedicó una exposición especial al Range Rover como ejemplo único de formas esculturales modernas, en Inglaterra este tracción integral se hizo con el trofeo Dewar como adelanto tecnológico destacado del año.

Largos plazos de entrega

Lo que también resultó único en la historia del automovilismo fue que, seis años y una crisis del petróleo después la prensa especializada internacional seguía tildando a este bólido V8 de incomparable. Además, los medios veían cómo su afirmación se veía ratificada por los largos plazos de entrega que seguía registrando el buque insignia de la marca Land Rover. Surgió un verdadero mercado negro en el que los clientes –años después de su lanzamiento al mercado– pagaban precios excesivos para reducir los plazos de entrega. Y eso que la languideciente matriz de Land Rover –la británica Leyland– no sometió su joya, de acabados claramente susceptibles de mejora, a ninguna revisión digna de mención hasta finales de la década de 1970. ¿Qué era entonces lo que constituía el éxito de este aparente automóvil milagroso?

En calidad de cruce vanguardista entre un clásico artista de la escalada, un familiar espacioso y un rápido Shooting Brake, el Range Rover revolucionó la categoría de lujo de forma tan duradera como hasta entonces solo había logrado el Mini en el segmento de los utilitarios. Un V8 de 3,5 litros de cilindrada más moderno, fabricado en metal ligero y comprado a Buick hacía que este enorme 4x4 fuera tan rápido como una berlina deportiva. Para las travesías en campo abierto disponía de un chasis de estructura de planchas de acero, una reductora y tracción integral permanente con diferencial autoblocante intermedio.

El cuatro puertas no llegó hasta los años 80

Galería: Reportaje Cuatro generaciones de Land Rover Range RoverEl lujo venía de la mano de la regulación de nivel en el eje trasero, los cuatro frenos de disco y más adelante también de la suspensión neumática, los elevalunas eléctricos o el cambio automático, y gracias a un gran compartimento de carga y a su portón trasero dividido el Range de dos puertas resultaba más práctico que un familiar deportivo. A partir de 1980 el Range Rover contaba también con cuatro puertas, en un principio en una versión suiza súper exclusiva y súper cara del constructor Monteverdi y, a partir de 1982, también en una versión británica. Ni siquiera los precios a veces exorbitantes –al principio el Range Rover costaba en Alemania tanto como un Porsche 911– lograron frenar el éxito de este imponente todoterreno.

Para dar el salto a América del Norte la capacidad de producción no fue suficiente hasta 1986. Allí, a partir de 1992 fue sobre todo la versión extendida LSE con un ancho de vía de 108 pulgadas (270 cm) la que alcanzó importantes cifras de ventas. Poco antes de las bodas de plata se precipitaron los acontecimientos para el Range Rover: en 1994 BMW asumió el control del Grupo Rover y en ese mismo año presentó un Range Rover completamente nuevo de formas más redondeadas. Con una motorización tope de gama de 224 CV, el Range Rover MK2 que alcanzaba los 200 km/h se convirtió en el 4x4 de fabricación en serie más rápido del mundo, aunque de forma alternativa también había disponible un diésel de seis cilindros y 2,5 litros de cilindrada de la marca bávara. No sirvió de nada, ya que los entusiastas seguían prefiriendo el clásico MK1 de formas angulosas comercializado hasta 1996.

1951: Primeros diseños de un Road Rover con carrocería familiar y tracción 2WD.

1953: Prototipos del Road Rover con tracción trasera comienzan un ensayo de campo de tres años de duración. La base técnica procede del sedán Rover 94 equipado con un cuatro cilindros de dos litros.

1956: El Road Rover II, imitando el estilo de las rancheras norteamericanas, apuesta por una carrocería con partes de aluminio pero no llega a la producción en serie pese a los distintos vehículos experimentales concebidos hasta 1958.

1966: Inicio del desarrollo de la primera generación del Range Rover en versión Station Wagon 100 Inch (la distancia entre ejes medía 99,9 inch o pulgadas).

1967: Comienzo de una serie de pruebas de conducción de tres años de duración en Gran Bretaña, Canadá y Finlandia con 25 prototipos con el nombre falso de Velar (Vee Eight Land Rover).

1969: En diciembre abandonan la cadena de montaje las tres primeras unidades de preserie del Range Rover MK1.

1970: Estreno mundial en el Salón del Automóvil de Ámsterdam, presentación a la prensa del Range Rover el 17 de junio. Primer automóvil fabricado en grandes series con tracción integral permanente. Inicio de las ventas el 30 de septiembre. Hasta final de año se fabrican 1.576 unidades del Range Rover.

1972: Dos Range Rover son los primeros automóviles del mundo en cubrir el trayecto por tierra desde Alaska hasta Chigorodo (América del Sur). En total, para esta expedición denominada Darien Cap los Range Rover necesitaron 99 días.

1973: Dirección asistida de serie.

1974: El Range Rover culmina con éxito una travesía por el Sáhara.

1975: Por primera vez la producción anual supera las 10.000 unidades.

1976: Range Rover Super Deluxe con pintura especial, aire acondicionado, radiocasete estéreo y el denominado volante GT.

1979: Range Rover gana en la categoría de automóviles del primer Rally París-Dakar.

1980: El Range Rover Monteverdi dispone de una carrocería cuatro puertas y por encargo de British Layland se desarrolla y fabrica en Suiza hasta 1982. Cifras de producción: 167 unidades, dos ejemplares se entregan a la Casa Real británica. Exclusivamente para el mercado suizo se fabrica el Range Rover Novaswiss con turbocompresor de gases de escape RotoMaster y 205 CV de potencia.

1981: Victoria en el París-Dakar.

1982: A partir de julio el Range Rover se comercializa con carrocería cuatro puertas y cuatro elevalunas eléctricos. El modelo especial «In Vogue» anticipa la posterior versión tope de gama «Vogue».

1983: El Land Rover 90/110 adopta la tecnología del tren de rodaje del Range Rover. A partir de este momento, el Range Rover equipa de serie un cambio de cinco marchas.

1984: Ahora también con motor de inyección.

1986: Ahora también disponible con motor diésel turboalimentado de 2,6 litros. Comienzo de las ventas en América del Norte. Por primera vez se venden más Range Rover que Land Rover en el mundo.

1987: Revisión en profundidad. La producción anual supera las 20.000 unidades.

1988: Comienzo de la fabricación en serie del gasolina V8 de 3,9 litros. Arranca el desarrollo de la segunda generación del Range Rover. Los nombres en clave de los proyectos eran Pegasus y P38a.

1989: Con 28.507 unidades, el Range Rover MK1 registra su mejor año de ventas.

1992: Introducción del Range Rover LSE con una batalla 203 mm más ancha, suspensión neumática y un propulsor V8 de 4,2 litros.

1994: Arranca la producción del Range Rover MK2 con una distancia entre ejes de 2,75 metros. Presentación oficial del Range Rover MK2 el 29 de septiembre coincidiendo con el Salón del Automóvil de París. El Range Rover MK1 firma ahora con el nombre Range Rover Classic y su interior es sometido a una profunda renovación que incluye, entre otras cosas, airbags de serie para conductor y acompañante.

1996: En febrero de este año concluye la producción del Range Rover Classic.

2001: Presentación del Range Rover MK3 el 7 de noviembre.

2002: El 11 de enero se presenta al público el Range Rover MK3 en el marco del Salón del Automóvil de Detroit.

2005: Nuevos motores sobrealimentados V8, diésel TDV8 y sistema Terrain Response. Presentación del Range Rover Sport.

2011: Lanzamiento al mercado del compacto Range Rover Evoque.

2012: En el Salón del Automóvil de París celebrado en septiembre de este año se estrena mundialmente la cuarta generación del Range Rover.

2013: El Range Rover MK4 llega al mercado alemán.

Range Rover MK1 con un gasolina V8 de 3,5 litros (93 kW/126 CV o 97 kW/132 CV o 99 kW/135 CV o 120 kW/163 CV) o con un gasolina V8 de 4,0 litros (134 kW/182 CV) o con un gasolina V8 de 4,3 litros (149 kW/202 CV) o con un cuatro cilindros turbodiésel de 2,4 litros (78 kW/112 CV);

Range Rover MK2 con un gasolina V8 de 4,0 litros (137 kW/186 CV o 140 kW/190 CV) o con un gasolina V8 de 4,6 litros (165 kW/224 CV) o con un seis cilindros turbodiésel de 2,5 litros (100 kW/136 CV);

Range Rover MK3 con un gasolina V8 de 4,4 litros (210-225 kW/286-305 CV) o con un gasolina V8 de 5,0 litros (276 kW/375 CV) con un gasolina V8 de 4,2 litros (291 kW/396 CV) con un gasolina V8 de 5,0 equipado con compresor (375 kW/510 CV) o con un seis cilindros turbodiésel de 3,0 litros (130 kW/177 CV) o con un seis cilindros turbodiésel de 3,6 litros (200 kW/272 CV) o con un seis cilindros turbodiésel de 4,4 litros0 (230 kW/313 CV);

Range Rover MK4 con un gasolina V8 de 5,0 litros equipado con compresor (375 kW/510 CV) o con un diésel V6 de 3,0 litros (190 kW/258 CV) o con un diésel V8 de 4,4 kW (250 kW/339 CV).

Primero BMW, luego Ford, luego Tata

Galería: Reportaje Cuatro generaciones de Land Rover Range RoverPor este motivo, transcurridos tan solo siete años se produjo de nuevo un cambio. A finales de 2001 el Range Rover MK2, que seguía presentando unos acabados algo descuidados, fue sustituido por el Range Rover MK3. Un todoterreno voluminoso y burgués desarrollado por BMW e impulsado por mecánicas procedentes de la misma casa. La prensa llegó a calificar este Range Rover de rival de Rolls-Royce, aunque hacía tiempo que BMW había vendido Land Rover al «Premier Automotive Group» del grupo Ford. Cuando en 2008 se produjo el que de momento sería el último cambio de propietario y el Grupo Tata asumió el control, el todoterreno más grande de Land Rover ya tenía algún que otro sucesor. Desde 2005 el Range Rover Sport tiene como objetivo competir con los SUV más grandes, tal y como hace el actual Range Rover Evoque que pretende llevar la voz cantante en el elegante segmento de los SUV compactos.

Sin embargo, las joyas de la corona las sigue llevando el buque insignia en su cuarta generación. El rey de los todoterrenos presta sus servicios a monarcas y gobernantes, aunque gracias a su fabricación especial también sirve para proteger a los ciudadanos como vehículos de rescate y de uso en catástrofes. Lo que el Range Rover no ha tenido nunca es una verdadera carrera militar.

 

@AutoScout24ES

Síguenos y entérate de todas las novedades del mundo del motor

Buscar

Marca
Modelo

Facebook

Síguenos en Facebook y entérate de todas las novedades del mundo del motor. ¡Ya somos más de 50.000!

Mundo Servicio

Mundo Seguros

Pregunta de la semana

Evitar fraudes

Protéjase contra el robo de datos (phishing), la falsificación de cheques y las ofertas dudosas. Siga nuestros consejos para navegar con seguridad.